10 leyes para liderar un buen proyecto creativo


Aunque en pleno año 2018 estemos acostumbrados más al trabajo en solitario. A un trabajo autónomo y autodidacta. Cuando queremos realizar un proyecto a gran escala nos vemos obligados a crear un equipo. En este caso, no podrá funcionar si tratamos con amigos que nos ‘echen’ una mano en el trabajo. Deberemos adjudicar una jerarquia para establecer bien los criterios de los que se encarga cada persona. Así unos tendrán la responsabilidad mayor y otros tendrán el trabajo menor. Tenemos 10 leyes, al menos esas vamos a ver aquí.

Las 10 leyes que vamos a tratar intentarán conseguir que establezcas tus propios criterios para liderar un proyecto. Así, cuando formes tu propia empresa y ejecutes tus proyectos, conoceras los puntos claves para ser un buen líder.

El tope


Siempre digo que hay que buscar un líder de equipo y no un jefe. Igual en uno mismo debe creer ser el líder, el guía y no el jefe autoritario. De esta manera mantendremos un equipo de trabajo creativo y motivado. Esa capacidad de liderazgo determinará el nivel de eficacia de la persona.

La influencia en el equipo


Cuando formas tu empresa, a menudo pensamos que somos el todo. Que sin nosotros no funciona y que todo a nuestro alrededor es gracias a nosotros mismos. El poder no te garantiza el liderazgo. Por lo que podrás tener trabajadores y generar dinero, pero, ¿Será lo suficientemente motivado o creativo el equipo? El poder no te da el liderazgo con el que conseguir tus objetivos. Tendrás que ser creíble e influenciar a tus trabajadores para que ellos se sientan bien guiados hacia el proyecto.

Todo tiene un proceso


Hemos visto dos leyes que para nada se consiguen en un momento. El hecho de crear un equipo, una empresa y tener un proyecto creíble, no te convierte en líder. Esto se trata de una mecanización, un día a día. Deberás establecer cada día ciertos criterios y comunicaciones con tus trabajadores para que funcione.

El liderazgo se desarrolla a diario

Navegando en un mismo sentido

Cualquiera se puede poner al frente de un proyecto y gobernar. Dejar clara cual es la posición de uno desde su posición aventajada. El problema llega cuando quieres llegar a un objetivo. Si no consigues hacer ver el objetivo a los que reman contigo, quizás no estés liderando nada.

Si sabes motivar, tendrás oyentes


No se trata de adoctrinar, ni de adiestrar a los trabajadores que siguen tu proyecto. Necesitas sacar el mejor potencial de ellos, es por ello que para liderar un proyecto tiene que saber transmitir. Si mantienes una postura cercana con tu equipo, cuando hables ellos te escucharán. Y por consiguiente, te ayudarán a conseguir tu objetivo.

Entre tú y yo

Como hemos dicho anteriormente, necesitarás de un proyecto firme. De una postura firme, que denote tu capacidad de liderazgo. Esto influirá positivamente en tu equipo, ya que creerán que lo que hacen es positivo. Para que el equipo crea en ti, necesitará de la confianza suficiente para hacerlo sin cuestionarlo todo. Establecer un ambiente de confianza entre tu equipo y tú, será fundamental.

Confianza y Respeto


El ser humano en su instinto primario necesita de alguien con capacidad de liderazgo. Alguien que uno mismo, atribuya que es más fuerte que él. Así podrá dejarse guiar por sus pasos y seguirán cada pauta. Mantener esa cierta adulación será importante para tener un equipo de trabajo unido.

Atrae a tus semejantes

Dependerá del trabajo que realices tú, en primer lugar, para atraer a tu equipo a buenos trabajadores. Según como tú trabajes, en tiempo y calidad, atraerás un equipo de trabajo con las mismas cualidades. Ellos verán en ti un trabajo comprometido y apasionante. Si por el contrario trabajas descontento, mal y rápido, ellos imitarán tu postura.

El potencial de un líder está determinado por quién tiene a su alrededor. A veces lo vemos con las amistades, imitamos lo que está en nuestro círculo de amigos. Igual sirve con

Impulsa a tu equipo

No se trata de señalar a la persona que se equivoque, esto hará que teman equivocarse. En un entorno creativo es importante desarrollar ideas y equivocarse. Experimentar con nuevas tendencias e indagar en algo novedoso. Si señalas y ridiculizas en búsqueda de un culpable, no conseguirás impulsar a tu equipo a un objetivo común.

El legado del líder


Tu valor como líder tendrá que ser medido por los que te rodean. Si tienes una buena sucesión tendrás un gran legado.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *