Comenzar un proyecto por la interfaz es un error

empezar diseno desde 0

Últimamente me he encontrado trabajando en un proyecto que busca rediseñar una aplicación y el objetivo era llevar el diseño a la actualidad y es que comenzando no vi ningún problema y fui a mi ordenador para comenzar a dibujar.

Pero poco a poco y con el tiempo, las debilidades y los problemas de uso fueron apareciendo y me tomaron por sorpresa porque no esperaba nada de eso, yo solo me encontraba aplicando una misma forma solo que colocando una nueva mirada.

Cómo comenzar un buen proyecto desde el principio

la estructura y pasos de un proyecto

Y así fue como aprendí la lección más grande en mi carrera como diseñador, este era un proyecto que tenía como objetivo mejorar el aspecto, pero se encontraba destinado al fracaso.

Jesse james Garret es un reconocido arquitecto que logró fama en el gran mundo del diseño cuando comenzó un diagrama de elementos de la experiencia del usuario, siendo este un diagrama que define todas las etapas de diseño que tiene y que necesita un producto digital, pero lo hace de forma ordenada y centrándose más en la experiencia y comodidad del usuario.

El primer paso es la estrategia, este es el momento en donde comenzamos a definir cuáles son los objetivos que tiene la empresa y cuáles son los objetivos que tiene el usuario, es decir busca intentar darle respuesta a la interrogante de ¿Cuáles son los problemas que nos encontramos tratando de arreglar y que es lo que esperan los demás de nuestro nuevo producto?

El segundo paso es el alcance, este es el momento donde se deben saber las características que se van a desarrollar, aquí se elabora una estrategia basándose en lo que quiere y necesita el usuario y lo que el producto les puede ofrecer. Después viene la estructura, esta es una etapa de organización donde comienzan a imaginarse las características y detalles que va a tener el producto cuando esté listo, este es el momento donde se van a asignar todas las páginas a una dirección o como va a ser el viaje de los usuarios por las pantallas de la aplicación.

Le sigue el esqueleto que es la realización de bocetos sobre el producto, esta es la forma que se va a utilizar para mostrarle al usuario todos los elementos  que ofrece este producto. Después se pasa a la superficie, este es el momento en donde ya se define la interfaz del producto, se comienza a pensar en los colores, los espacios, las fuentes, los elementos y los estilos para lograr la armonía.

Esta es la etapa en la que nos podemos dar cuenta si nuestro proyecto ha sido bien elaborado y si todo marca hacia el objetivo de mejorar la experiencia del usuario.

La interfaz es lo último que hay que hacer en un proyecto

Comenzar un proyecto por la interfaz es un error

Es un poco difícil entender el paso final, pero el objetivo es resaltar cómo el trabajo en la interfaz es lo último del proyecto, esto lo resalto porque muchas personas se equivocan en esta parte, porque pasan de él o simplemente lo aplican de manera incorrecta. Si te encuentras trabajando en una empresa es indispensable informarle las decisiones a los demás para hacer una gestión de productos, por ejemplo es probable que una persona no comprenda estos pasos y que el diseñador no se dé cuenta de la importancia que tiene esto.

Después del proceso podemos notar que es más abstracto, esto quiere decir que cuando subimos las necesidades del usuario, que van a cambiar con el tiempo y las metas que tiene nuestro producto que tienen que cambiar con las necesidades y con la planificación de la empresa, nos van a llevar a los pasos básicos donde vamos a comenzar a elaborar el producto.

El concepto es muy amplio, pero esto es solo una breve explicación que nos permite ubicarnos un poco, siendo este un artículo que puede servir para motivarse a iniciar una conversación con el equipo y entender un poco sobre la importancia de cada una de las etapas que están antes de lograr la apariencia que va a tener un producto.


Un comentario

  1.   Daniel Santiago dijo

    Pues, estoy de acuerdo, y creo que ese orden u otro similar se puede aplicar cuando creas un proyecto nuevo, ya sea una web, un portafolio, un folleto, un flyer, etc.., poseer una estructura en base a ciertas preguntas (algo parecido a un breafing).
    Muy buen post

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *