Consejos para utilizar el color en InDesign

El color en InDesign

En este post te traemos algunos consejos útiles a la hora de trabajar con el color en InDesign, para que logres agilizar tu flujo de trabajo y evites posibles errores a la hora de la impresión.

Hablaremos de la diferencia entre CMYK y Pantone, de la mejor forma de aplicar el color en nuestras publicaciones, cuántos colores es recomendable usar…

El color en InDesign

En InDesign tenemos a nuestra disposición varias librerías de color, además de la CMYK, RGB y LAB. Las que más se usan son CMYK y la Pantone (solid coated y solid matte).

¿Cuál es la diferencia entre estas dos?

En CMYK se consiguen los colores a través de cuatro tintas fundamentales: cian, magenta, amarillo y negro. En cuanto a las Pantone, se trata de tintas directas: es decir, tú compras el color ya hecho.

¿Cuál es la forma correcta de utilizar el color en InDesign?

Pongamos que estamos maquetando un pequeño documento de unas cinco páginas y decidimos que todos nuestros encabezados sean de color azul.

  • Método 1 (incorrecto): seleccionamos un encabezado con la herramienta de texto, nos dirigimos a la paleta de colores, entramos en el modo CMYK y escogemos el azul que queremos. Luego, nos servimos del gotero para copiar ese estilo e ir aplicándolo en todos los encabezados.Color en diseño gráfico

Pongamos, por ejemplo, que después de aplicar el color a todos vuestros encabezados, llega el cliente y decide cambiarlo. O que tú mismo quieres cambiarlo, porque ahora no te convence… ¿Tienes que volver a hacerlo todo de nuevo otra vez? Pues sí. Mejor pasemos a analizar el siguiente método y veamos cómo agilizar esto.

  • Método 2: repetimos el proceso del método anterior hasta que escogemos el color. Nos dirigemos al panel Estilo de carácter, teniendo el texto seleccionado, y pulsamos sobre el icono de la hoja para crear un estilo nuevo. En la ventana que se nos abre (por defecto en la pestaña General), podremos observar que ya tiene aplicado el formato que le hemos dado en el documento. Ahora, si nos vamos a Color de caracteres (en esa misma ventana, en la columna izquierda), veremos que tenemos una serie de muestras de colores por defecto y a mayores nuestro azul, llamado (Color sin nombre).Nueva muestra en InDesign

Lo mejor: crear una nueva muestra de color cada vez que querramos utilizar uno diferente al negro. Nos vamos al panel Muestras, pulsamos sobre Muestra Nueva y en la venta que se nos abre escogeremos entre Cuatricomía (es decir, CMYK) o Tinta plana (si queremos Pantone). En el ejemplo, hemos seleccionado en Modo de color la librería PANTONE solid coated.

El color en InDesign

VENTAJAS: mayor información para el impresor del color que estamos utilizando, facilita el cambiar de color en todo un documento (basta con modificar la muestra), es un proceso que se sigue en caso de que queramos aplicar un barniz UV o un troquel, etc.

En nuestro documento, podemos borrar todas las muestras de color que no vayamos a utilizar.

¿Cuántos colores usar?

No abuséis del color en vuestros diseños. Si os fijáis en las publicaciones de renombre, rara vez combinan más de 2 o 3 colores. Por lo general, se elige un color fuerte y se acompaña de escalas de grises para jerarquizar visualmente la información.

¿Cómo hacer una página de color?

Para empezar, debemos de estudiar la posibilidad de si podemos comprar directamente el papel en un color determinado y adjuntarlo a nuestra publicación. Es posible que esta cuestión reduzca el presupuesto.

Color hasta sangrado

Si no es el caso, o no encontramos el color que queremos en papel, en InDesign es muy sencillo. Teniendo en cuenta que todos los documentos que creamos para imprimir tienen que llevar los 3mm de sangrado, tan sólo tenemos que crear un rectángulo con el color que queremos que llegue hasta el sangrado, tal y como se muestra en la imagen.

Sangrado

Más información – Los 5 colores que más utilizamos en publicidad


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *