Equipo fotográfico profesional: ¿Qué accesorios necesito? (II)

tecnicas-de-estudio

Uno de los elementos más importantes dentro de nuestro equipo fotográfico profesional es la fuente de luz que utilicemos y todos aquellos instrumentos que puedan fortalecer y complementar la influencia de nuestras fuentes de luz. En la segunda parte de nuestra serie de artículos del equipo fotográfico profesional vamos a hacer incisión en algunas de las herramientas recomendadas para lograr los mejores resultados.

Recuerda que puedes acceder a la primera parte de esta serie de artículos aquí. 

La iluminación: Esencial en cualquier trabajo fotográfico

Podemos decantarnos por dos tipos de fuentes de iluminación artificial. Por un lado encontramo contamos con el flahs y por otro lado con los focos (o la luz continua). Cada una de estas alternativas presenta diferentes cualidades y razones para utilizarlas. Si bien el flash está pensado para iluminar grandes superficies objetos y que presentan una estructura bastante heterogénea (suele tener mucha mayor potencia), la luz continua es utilizada para capturar elementos de pequeño tamaño o muy uniformes.

Fotómetro: La luz es un elemento esencial que debemos tener siempre en cuenta cuando hacemos sesiones fotográficas. En el caso de trabajemos con flash, es muy recomendable que hagamos uso de un fotómetro. Ten en cuenta que con esta herramienta te será mucho más sencillo el proceso de medición de la intensidad de la luz. En caso de trabajes con una fuente de luz continua (focos que permanecen encendidos de forma permanente) podrás trabajar perfectamente con el fotómetro que tu propia cámara tiene integrado, aunque aquí juegan vital importancia el visor o pantalla de nuestra cámara y por supuesto el histograma de las imágenes ya que nos dará una información muy relevante de parámetros tan importantes como el de exposición.

 

fotometro

Mesa de bodegón: Es recomendable que te hagas con una si te vas a dedicar por entero y de forma profesional al mundo de la fotografía. Tienes dos formas de conseguir un miniestudio fotográfico para dar vida a tus bodegones, una es comprándolo y otra es creándolo. En contra de lo que pueda parecer, y sobre todo si estamos introduciéndonos en el mundo de la fotografía, es más recomendable que construyamos nuestra mesa de bodegón. Si navegas por la red encontrarás varios métodos para crear una.

 

mesa-de-bodegon


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *