Érase una vez Walt Disney: Influencias del gran genio

walt-disney

Fue productor, director, guionista y animador y por supuesto, el origen de la historia del cine de animación infantil. Walt Disney se convirtió en el icono universal de la industria de entretenimiento por sus grandes aportaciones a la humanidad en materia de arte y comunicación. Seguramente muchos de vosotros seáis fieles amantes de sus obra, así que he decidido compartir con vosotros un pequeño análisis y repaso del eterno Dios de la animación.

Aunque falleció a una edad muy temprana (65 años) a causa de un cáncer de pulmón, durante su vida logró hacer aportaciones que cambiarían la forma de comprender el entretenimiento, la magia y la narración. Desde joven se alió con su hermano Roy para crear juntos un pequeño estudio que posteriormente se convertiría en la empresa más importante y rica del mundo hoy día  con miles de millones de dólares de facturación anual.

El modesto dibujante que dedicaba su tiempo a crear cuentos de hadas ambicionaba ser director de cine y pese a que Hollywood le dio la espalda levantó un imperio cinematográfico. Él es el representante indiscutible de la universalización del cine animado. Walt Disney nació en Chicago en 1901. Desde la infancia se sintió inspirado por los cuentos que le contaba su madre y ya con dieciséis años quiso emigrar a Europa que en aquellos momentos se encontraba desolada por la Guerra. Su fascinación por el continente europeo le obligó a permanecer en constante movimiento y cuando regresó a América decidió crear con su hermano Roy su primera empresa. Hacían anuncios publicitarios en forma de pequeñas películas animadas y pronto llegaron los primeros éxitos. Creó nuevas técnicas, compaginó tendencias gráficas, literarias y cinematográficas e hizo gala de su indudable talento. Y todo comenzó con un ratón.

mickey-boceto

Mickey se convirtió en todo un éxito internacional aunque Disney estaba convencido de que el sueño animado no debía desvanecerse al cabo de unos minutos. Muchos de sus largometrajes tienen sus fuentes en bibliotecas europeas. Bambi se basa en un cuento de Feliz Salten cuyos libros fueron prohibidos por el nazismo, Blancanieves es de los hermanos Grimm, Pinocho del italiano Collodi, Alicia en el país de las maravillas del inglés Lewis Carroll.

Uno de los secretos de Walt Disney fue rodearse de artistas con un gran bagaje cultural, personal y académico. Walt Disney no tuvo posibilidad de estudiar, no nació en el seno de una familia acomodada, sino en una familia en la que había que trabajar muy duro. Él mismo tuvo que trabajar desde muy temprana edad y por eso de alguna manera sentía desconfianza por la cultura en general, sentía miedo a que le tomasen por un intelectual puesto que quería llegar al mayor número de personas pero al mismo tiempo sentía fascinación por la cultura elevada. Consciente de la limitación de sus conocimientos contrató a artistas en su mayoría europeos por lo menos al principio como los dibujantes que colaboraron con él en sus primeras películas. Se trataba de artistas que habían emigrado desde Europa a Estados Unidos. Disney les dio trabajo y probablemente viese en cada uno de estos dibujantes el trasfondo cultural del que se habían alimentado y comprendió que podría utilizar en sus películas la iconografía que ellos dominaban y que él no conocía tan bien.

Blancanieves y los siete enanitos no sólo es el primer largometraje animado de la historia del cine, es una obra maestra con sobrecogedoras escenas inspirada en las grandes películas de terror y suspense.

king-kong

Disney pensaba que cuando una película tenía mucho éxito había que dedicarle un cortometraje animado. Cuando se estrenó King Kong pensó automáticamente en dibujarlo. El auténtico King Kong no era más que un muñeco de ochenta centímetros y Walt Disney pensó incluirlo en su obra “La tienda de mascotas“.  Siempre iba un paso por delante aunque se inspiraba en las referencias de su actualidad, sus ilustradores, realizadores y técnicos salían a la calle e iban al teatro, a exposiciones, al cine, e incluso tenían una sala de proyecciones donde se ponían determinadas películas como Frankenstein que posteriormente inspiraría El doctor loco. Cada animador aportaba su grano de arena a la construcción del edificio, a la construcción de la estética Disney.

expresionismo

Hacia la década de los veinte provocaron sensación películas como El gabinete del doctor Caligari en la que se juega con los espacios para crear una atmósfera agobiante y muy representativa al mismo tiempo del expresionismo alemán. Encontramos claras influencias de esta corriente cinematográfica en obras de Disney como Pinocho o Fantasía.

fantasia

Disney se impregnó de la Europa de los cuentos y leyendas, pero también de la Europa real que recorrió en tren en numerosas ocasiones. Su insaciable curiosidad no tenía límite. Sus visiones mezclan monumentos reales, paisajes, escenas campestres, arquitecturas románticas, deslumbrantes catedrales y modestas chozas.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *