La herramienta brainstorming o lluvia de ideas como técnica para desarrollar proyectos gráficos

Aprende a generar nuevas ideas

En algún u otro momento, todo profesional creativo llega ese vacío existencial que nos deja falto de ideas, trayendo consigo un desierto gráfico a la hora de realizar  algún proyecto. Por este motivo la herramienta brainstorming o lluvia de ideas como técnica para desarrollar proyectos gráficos es ideal para abrir la mente y ayudarnos a crear proyectos, consiguiendo ayudarnos a  salir de ese bache creativo y generar nuevas ideas. 

Esta herramienta nos va a permitir abrir la mente y  dejar de lado todos los miedos a la hora de soltar alguna idea porque en este proceso (por lo menos en un principio) toda idea es buena sin la necesidad de establecer un juicio de valor sobre ella de forma inmediata. Prepara un bolígrafo, muchos colores, alguna pizarra, un equipo de personas con ganas de gritar ideas sin parar y comienza a generar ideas siguiendo algunas recomendaciones de como usar esta herramienta.

Lo primero que tenemos que tener claro a la hora de hacer una lluvia de ideas: “todo es posible”, toda idea es buena sin importar lo loca que pueda parecer en un principio. Teniendo esto claro, podemos empezar a trabajar sin problema. Es recomendable organizar un grupo con personas de diferentes edades y profesiones puesto que este contraste  conseguirá un resultado más amplio. Muchas veces las ideas más simples son las que funcionan y dejar de lado toda la parte preconcebida es muy útil en estos casos.

Es recomendable usar estímulos visuales para conseguir expandir un poco más la mente, para ello podemos trabajar en un entorno acogedor que nos resulta cómodo, dejamos un poco de lado la idea de trabajar en un cubículo cerrado. Un estímulo visual muy útil y fácil a la hora de generar ideas, es usar pegatinas o una pizarra con muchos colores para poder dibujar, organizar contenidos, planificar esquemas y todo tipo de croquis de nuestro proyecto.

Nos ponemos de pie, caminamos un poco por la sala, pensamos por nuestra cuenta unos minutos y luego comenzamos a liberar la mente.  

Abre la mente y si todo lo que se te ocurra cunado hagas una lluvia de ideas

Los pasos a seguir son los siguientes:

  1. Tener una meta a conseguir.
  2. Decir todo tipo de ideas por locas que parezcan.
  3. Segmentar al final las ideas. 
  4. Quedarnos con una idea final. 

Para empezar tenemos que saber que estamos buscando y que queremos conseguir con esta lluvia de ideas. En esta parte decidimos el tema de la lluvia de ideas con el objetivo de generar todo ese fluido de respuestas hacía un mismo final. Por ejemplo, supongamos que  tenemos un negocio de donuts y estamos buscando una idea de publicidad llamativa para atraer de forma más eficaz  al usuario y generar más ventas. Con esta primera base podríamos hacer un pequeño esquema de esta manera (debajo de la fotografía).

Una lluvia de ideas debe hacerse pensando siempre en un objetivo.

  • Sector: Tienda de donuts
  • Objetivo: atraer a los clientes
  • Lluvia de ideas: salir a la calle, disfrazarnos de donuts, regalar donuts, esconder donuts cerca del local,  hacer juegos con los usuarios…

Esto seria un ejemplo del pequeño esquema mental que nos tenemos que hacer a la hora de trabajar usando la lluvia de ideas: pensar en un tema, un objetivo y soltar la mente. 

Una vez ya sabemos que tema vamos a tratar y que objetivos estamos buscando, lo siguiente que tenemos que hacer es comenzar a soltar ideas “como locos”. El tema del tiempo de esta herramienta varia en función de su finalidad pudiendo ser poco tiempo (10 minutos) o un rango de tiempo más amplio (1hora). En realidad no existe un tiempo predefinido sino que cada usuario lo hace a su ritmo. Si es cierto que podemos obligarnos a desarrollar la prueba marcando un tiempo para evitar así pensar demasiado una misma idea y soltarnos más a la hora de imaginar. Otra manera a la hora de dejar fluir la mente es establecer un mínimo de ideas para obligarnos a pensar mejor.

En una sesión de lluvia de ideas solo debemos preocuparnos de soltar ideas sin parar

Después de soltar todo tipo de ideas “disparatadas o no” pasamos a segmentar y seleccionar todas aquellas que nos pueden resultar más útiles.

Por ejemplo, volvemos al caso de los donuts e imaginamos el resultado de algunas de las ideas surgidas en ese braingstroming.

  • ideas: disfrazarnos en la calle de donuts para atraer al público, regalar donuts por la calle con la condición de visitar la tienda, hacer un donut gigante, hacer juegos en  la calle, usar las redes sociales.  -Estas serian todas las ideas generadas en este braingstroming-

Al finalizar una lluvia de ideas debemos escoger aquellas que nos parecen más útiles.

De entre todas las ideas, vamos a usar (segmentar) una de ellas pero la combinaremos con otras ideas.

  • Idea escogida:  Hacer un donut gigante
  • Ideas combinadas: Hacer juegos en la calle, usar las redes sociales.

Con este pequeño esquema donde ya definimos una serie de puntos a seguir podemos empezar a dejar claro lo que queremos hacer y que factores son importantes para nosotros. El siguiente paso seria segmentar aún más esas ideas y pulir una “superideamegaguayfinal” (siempre debemos valorar nuestras ideas) pudiendo hacerlo mediante un esquema, un dibujo, un texto o cualquier otra método que se nos ocurra.

En este caso vamos a definir la idea explicándola simplemente con texto:

  •  “superideamegaguayfinal para una empresa de donuts”: Queremos atraer al público, mejorar nuestras ventas, dar a conocer mejor nuestra empresa y darle un uso mayor a las redes sociales. Todo esto lo podemos lograr si creamos en plena calle un donut gigante (idea escogida) donde animamos a la personas a participar creando una especie de juego interactivo (idea combinada 1) consiguiendo así material atractivo para nuestras principales redes sociales (idea combinada 3). 

Usando la herramienta de lluvia de ideas vamos a conseguir muchas posibles buenas ideas para nuestros proyectos.

Hemos pasado de no tener nada a tener un posible grupo de ideas y una posible línea de acción hacía el usuario usando únicamente nuestra mente y muchas ganas de soltar ideas.

Es recomendable exponer las ideas en público ante un grupo de personas de una manera lo más atractiva posible:  teatro, dibujar,  esquemas…etc.

¿Necesitas contratar un hosting para tu web?
En SiteGround tienes disponible una amplia oferta de hostings para todo tipo de bolsillos y necesidades. Encuentra el hosting que estás buscando al mejor precio, con las últimas tecnologías en velocidad y seguridad web y soporte en español 24h:
HostingHosting WordPress

Categorías

Trucos, Varios

Pablo Gondar

Me llamo Pablo Villalba tengo 28 años y soy diseñador/artista. Apasionado por el arte y el diseño comencé mis estudios en el mundo del arte hace... Ver perfil ›

Un comentario

  1. Norvin Ayala Apaza mira

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *