Captura los mejores momentos y dale forma en las impresiones de tus fotos

imprimir fotos

Hacer fotos es algo que todo el mundo lleva a cabo a lo largo del día. El hecho de que los teléfonos dispongan de una cámara permite tener una herramienta con la que inmortalizar los momentos del día a día. Y aunque no sacamos en papel todas las imágenes a las que hacemos fotos, sí es cierto que imprimir fotos todavía es algo que se hace, aunque lo hayamos relegado solo a unas cuantas seleccionadas.

Pero, ¿qué debes tener en cuenta para imprimir fotos? ¿Cómo deben ser? ¿Qué formas hay de imprimirlas? De todo eso y de mucho más es de lo que te vamos a hablar a continuación.

Cómo capturar los mejores momentos de la mejor forma posible

Cómo capturar los mejores momentos de la mejor forma posible

Antes de imprimir fotos necesitas sacarlas, ¿verdad? Y, a menudo, eso no es posible debido a que las fotos que has hecho no han salido bien. Cuando es algo que se puede repetir, no pasa nada, pero, ¿y si has inmortalizado un momento único y a la hora de ver cómo ha salido la foto te das cuenta de que está mal?

Llevar a cabo una serie de consejos para hacer buenas fotos es lo primero que debes tener en cuenta, sobre todo si después quieres imprimirlas. Entre ellos, los que más te recomendamos están:

Ten paciencia

Es muy importante que no intentes sacar una foto con prisas porque entonces no capturarás la verdadera esencia del momento. A veces, aguantar la postura para conseguir el mejor momento lo es todo.

Por ejemplo, en el caso de las mascotas, estas suelen moverse mucho pero hay momentos en que, en segundos, te ofrecen la foto soñada. Y si estás preparado, podrás obtenerla.

Busca un apoyo

Cuando tienes que capturar una buena imagen, lo peor que te puede pasar es que salga borrosa, torcida, etc. ¿a que sí? Pues en este caso se soluciona buscando un apoyo para que no se mueva tu pulso o para aguantar la postura más tiempo.

De esa forma podrás hacer fotos sin temblores típicos de la mano.

Cuidado con el zoom

Muchas personas utilizan el zoom porque, al ver las cosas más cerca, pueden captar mejor el momento. Pero es lo peor que puedes hacer. Y es que con el zoom solo vas a conseguir perder calidad y que la imagen aparezca borrosa, pixelada y no apta para imprimirla.

La solución es sacar una foto normal, y luego al editarla intentar ese zoom que estabas buscando. Sí, será más trabajo, pero merecerá la pena para no perder la foto que quieres.

La iluminación, mejor natural

Muchos dejan el flash puesto siempre que hacen una foto pero lo cierto es que usar el flash hace que las fotos no se vean nada naturales. Es mejor ubicarse en una buena posición, donde los contrastes o los contraluces no hagan de las suyas y apostar por la luz natural.

Ten en cuenta que con el flash solo conseguirás que haga un destello de luz que puede cambiar los colores.

Haz muchas fotos

¿Te acuerdas cuando los fotógrafos piden que poses y escuchas que no hace solo una foto sino varias de ellas? Lo hacen para asegurarse de que una de las que saquen va a ser la foto perfecta. Y por eso es que tú debes hacer lo mismo.

De hecho, te recomendamos que lo hagas desde distintas posiciones y opciones porque, a la hora de revisarlas después, podrás ver cuál ha sido la mejor de todas y optar por esa para sacarla en papel.

El arte de retocar tus fotos antes de imprimirlas

El arte de retocar tus fotos antes de imprimirlas

Ahora que tienes las fotos hechas, ¿piensas que ya es hora de imprimirlas? Muchos se saltan este paso, y en realidad es lo peor que puedes hacer. Cuando sacas una foto, a veces hay algunas imperfecciones, en el contraste, color, o algún objeto que aparece en ella, que acaba por afear todo el conjunto. Entonces, ¿por qué no usar los programas de edición de imagen?

El siguiente paso de un fotógrafo profesional es trabajar con las fotos que hace para intentar mejorarlas. Y es lo que tú también deberías hacer. Porque con ellas puedes conseguir un equilibrio en la imagen, que esta no salga torcida, que se ajuste el encuadre, mejorar los colores…

Eso sí, hay que tener mucho cuidado de no pasarnos, sobre todo porque puedes pasar de tener una foto cuasi perfecta a una que pierde la naturalidad y el realismo. Por eso, debes tener muy presente un término medio, un equilibrio entre la «perfección» y la «naturalidad».

Además, a través de los programas y aplicaciones puedes jugar con los filtros, añadir emoticonos u objetos similares, poner marcos, textos, etc. que siempre van a ser un plus para mejorar la foto, siempre que no la recargues en demasía.

Imprimir fotos: cómo y dónde hacerlo

Imprimir fotos: cómo y dónde hacerlo

El último paso que nos queda es a la hora de imprimir fotos. Antes existían muchas tiendas donde revelar carretes de fotos y donde incluso, cuando lo hacían, si la foto era buena, te hablaban de cómo conseguir mejorarla, de cómo habían quedado impresionados, etc. Pero ahora esas tiendas son muy escasas debido a que la gran mayoría utiliza las cámaras digitales y, sobre todo, los móviles.

Sin embargo, hay opciones donde imprimir fotos. Por ejemplo:

  • En máquinas para imprimir fotos. En grandes superficies tienen habilitadas algunas máquinas en las que, metiendo una tarjeta de memoria SD, puedes imprimir las fotos que quieras en cuestión de minutos.
  • En tiendas de fotografía. También ellos disponen de estas máquinas, u otras más profesionales, para imprimir las fotos.
  • A través de páginas online. Sí, imprimir fotos a través de Internet se puede hacer. De hecho el proceso es sencillo: subir las fotos que quieres que se impriman, pagar y en cuestión de unos días las tienes en casa.
  • En copisterías. Aunque no lo creas, en las copisterías, es decir, en tiendas donde imprimes documentos, también pueden tener la opción de sacar las fotos que quieras, con papel de foto de calidad.

Así que si tienes fotos para imprimir y no sabías cómo hacerlo, aquí tienes algunas ideas para llevarlo a cabo.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.