Cómo elegir un monitor para diseño gráfico

Cómo elegir un monitor para diseño gráfico

Cuando te dedicas al diseño gráfico sabes que, tarde o temprano vas a tener que destinar algo del dinero que ganes a hacer una inversión. Esta puede ser la compra de programas de edición de imágenes o del hardware (ordenador, teclado, tableta…). Pero, ¿sabes cómo elegir un monitor para diseño gráfico?

En realidad existen algunos aspectos importantes que no deberías descuidar para escoger el mejor en base a tu trabajo y necesidades. Te hablamos de todo ello a continuación.

Ventajas y desventajas de los monitores para diseño gráfico

Ventajas y desventajas de los monitores para diseño gráfico

Tener un monitor para diseño gráfico es, en sí mismo, una gran ventaja. Y lo es porque este está destinado a proporcionar todos los requisitos que un profesional puede necesitar para realizar su trabajo. Pero además de los beneficios que da, también hay muchas desventajas que hay que considerar.

Nuestra recomendación es que pongas en una balanza lo bueno y lo malo de un monitor de estas características para saber si te merece la pena o no.

Entre los inconvenientes que te vas a encontrar, están:

El diseño del monitor

Hablamos de la forma en que esté diseñador el monitor. A veces, fijarte en el aspecto físico, no es lo mejor, sino las especificaciones técnicas internas. Que no te asuste tener un monitor feo, al fin y al cabo, eso no es lo que te va a ayudar a hacer tu trabajo, sino las características de este.

Demasiadas cualidades

Que si altavoces, que si puertos USB, que si sintonizador de televisión… ¿De verdad piensas que vas a necesitar todo eso?

A veces esto lo único que hace es perjudicar el monitor de diseño gráfico. Ve a lo sencillo, y, sobre todo, a que cumpla con los requisitos mínimos para elegir un monitor para este trabajo.

Tiempo de respuesta

Una de las características que nos intentan vender cuando queremos comprar un monitor para diseño gráfico es el tiempo de respuesta. Te pueden decir que es muy rápido, que no tarda nada… Pero, ¿en diseño gráfico eso es importante? No tanto.

El tiempo de respuesta se refiere a lo que tarda en mostrar algo en la pantalla. Por ejemplo, que le pidas ejecutar un programa y tarde más o menos en mostrarlo.

Obviamente, no te decimos que vayas a escoger uno que tarde mucho, pero tampoco es necesario que tenga una velocidad excesiva (como podría ser necesario en el caso del gaming).

Precio

¿Crees que el mejor monitor para diseño gráfico ha de ser el más caro? Nada más lejos de la verdad. Es cierto que hay muy caros, pero no por ello tienen que ser mejores que los que encuentras de gama media o baja.

En este caso te tienes que regir por priorizar los elementos que más te hagan falta y, así, comprar un monitor que te dé ese elemento de alta calidad mientras que los demás se mantengan a un nivel aceptable.

En qué te debes fijar a la hora de elegir un monitor para diseño gráfico

En qué te debes fijar a la hora de elegir un monitor para diseño gráfico

Si estás pensando en elegir un monitor para diseño gráfico aquí te compartimos cuáles son las claves para que tu elección sea lo más acertada posible. No quiere decir que debas tenerlos todos de la mejor calidad, ya que tendrás que priorizar en base al trabajo que realices.

Tamaño del monitor

Hay quien dice que debe ser bastante grande. Otros, sin embargo, opinan que no es tan importante. Pero lo cierto es que nosotros sí que lo consideramos importante. Verás, cuando se trabaja con imágenes de alta resolución, que tienen muchos detalles, tener un buen monitor, grande, es mucho mejor que uno pequeño.

Obviamente, todo va a depender del espacio que tengas en el escritorio, ya sea en tu trabajo o en tu oficina. Pero normalmente cuando los monitores son de tamaño normal al final se acaba con dos o tres para poder tener el espacio necesario.

¿Y cuáles pueden ser esos? Intenta que sea un monitor de, al menos, 29 pulgadas y casi mejor ultraanchos que cuadrados (es decir, rectangulares) porque, aunque puedas pensar que alarga el diseño, lo cierto es que se ve mucho mejor.

Eso sí, tienes que tener en cuenta otros aspectos importantes.

Resolución de la pantalla

Que tengas un monitor grande no quiere decir que tengas una resolución grande. A veces es una de las equivocaciones que te tienen.

En tu caso, como diseñador gráfico, vas a necesitar que el monitor te muestre imágenes nítidas y lo más fieles a la realidad. Y aunque ahí también entra el color, la capacidad de resolución de la pantalla es muy importante.

¿Cuál es la mejor? Para nosotros deberías tener como mínimo 2560×1440 píxeles. Superior a eso es aún mejor.

Ahora bien, debes asegurarte que los programas que uses están preparados para esa resolución porque si no, al final estarás gastando de más para algo que no vas a poder usar.

Relación de aspecto

Relacionado con todo lo anterior, la relación de aspecto tiene que ver con el tamaño del monitor. Normalmente conocemos los 4:3, que es como un cuadrado, que son los monitores habituales (y los primeros que salieron). Ahora, también están los 16:9, que son más rectangulares y que ofrecen la misma altura pero son como una pantalla y media de las cuadradas.

Y, por último, las más modernas son 21:9, que son las ultraanchas y que parecen dos pantallas cuadradas unidas. Te dan mucha más visión y te permiten dividir la pantalla según las necesidades que tengas.

pantalla para diseño grafico

Panel de pantalla

Este es un aspecto importantísimo y donde tienes que prestar atención a tres términos: TN, VA y IPS.

TN es lo más conocido, pero debes saber que, para diseño gráfico, es de lo peor. Y lo es porque no te muestra los colores como realmente son. Además, tiene ángulos de visión muy malos.

VA es un paso más sobre los TN. En este caso tienes buenos tiempos de respuesta (mejores que en TN y en IPS) y colores más nítidos, aunque aún no llegan a la realidad.

IPS es lo que vas a encontrar en gama media y alta. Es el más caro, pero los colores son fieles. Eso sí, tiene tiempos de respuesta menores y a veces ofrece fugas de luz (pero se soluciona trabajando en lugares iluminados).

Escala de grises y colores

Como te hemos venido diciendo, es muy importante que en el monitor se muestren los colores más fieles a la realidad. Por eso, los mejores son los IPS porque cubren el espectro de color sRGB o Adobe RGB. Los demás, como el VA, no están mal, porque son casi fieles, pero los TN son los peores.

¿Te queda claro ahora cómo elegir un monitor para diseño gráfico?


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.

bool(true)