Cómo hacer una infografía

Cómo hacer una infografía

Uno de los recursos que se tienen para llamar la atención visualmente son las infografías. Si te fijas en cuentas de empresas (en redes sociales) casi todas ellas recurren a estas para resumir cierta información y que esta no sea aburrida, sino todo lo contrario. Pero, ¿cómo hacer una infografía?

Si como diseñador te ha llegado este proyecto, o eres emprendedor y quieres tener infografías que puedas mostrar en las redes sociales para que vean que dominas un tema, esto te interesa. Seguro que con lo que te comentamos vas a saber qué hacer y cómo.

Qué es una infografía

Qué es una infografía

Pero antes de darte los pasos que debes dar para crear una infografía, es conveniente que sepas exactamente a lo que nos estamos refiriendo.

Una infografía es una forma de presentar los datos utilizando no solo el texto, sino los mapas, tablas, diagramas, imágenes, gráficas, etc. para que la información que se ofrece sea más simple y fácil de entender. Incluso es posible que puedas hacer contenido interactivo dentro de la infografía, entendiendo este como una forma de que sea el usuario el que interactúe con el contenido (por ejemplo, gráficas que se mueve según el cursor o textos que van apareciendo conforme baja).

No hay duda de que es un contenido que cada vez está teniendo más fuerza y que utilizan en prácticamente todos los sectores. De hecho, se puede utilizar en todos. La forma en que presenta los resultados, de una manera sencilla y amena, incluso divertida, hace que no sea difícil de recordar. Además, aumenta mucho la visibilidad en las redes sociales, sobre todo si se acompaña de un carrusel (varias imágenes en una misma publicación).

Por todo esto, y por mucho más, las infografías son cada vez más utilizadas. Y crear buenos diseños es importante ya que si no llama la atención no sirve de nada.

Pero, ¿cómo hacerlo?

Cómo hacer una infografía paso a paso

Cómo hacer una infografía paso a paso

Una infografía no es difícil de crear. Puedes hacerlo de cero, o puedes coger alguna plantilla gratuita o de pago y personalizarla con la información que necesitas. Pero toda infografía tiene una característica en común: el orden de la información. No puedes hacer una con título sobre jardinería y que la información trate de economía, de videojuegos y de literatura. No casa.

Por eso, aquí te damos los pasos previos a obtener esa plantilla (o a crearla).

Qué hacer antes de tener la plantilla

Antes de ponerte a crear una infografía lo primero que necesitas son datos. Y no datos de cualquier cosa, sino de un tema. Una infografía debe estar centrada en un solo tema. Pueden ser unos datos estadísticos, explicar un concepto, resumir un documento… Pero no todo a la vez y de distintos sectores o temas.

Por ejemplo, puedes crear una infografía acerca del número de mascotas que se tienen en las familias españolas; o sobre las plantas de interior que son tóxicas para los gatos; o los resultados del uso de las redes sociales del año pasado. Todo eso puede aburrido leerlo, pero en una infografía con vectores, imágenes, gráficas, etc. se hace incluso divertida.

Eso quiere decir que tendrás que realizar una investigación de información para tener lo necesario para organizar esas ideas y crear un documento. Muchos opinan que una vez se tiene la información, con organizarla y empezar a bosquejar una infografía es suficiente, pero te recomendamos hacer ese paso intermedio, sobre todo al principio porque te dará una mejor visión de qué información es la importante y la que debe estar en ese diseño.

Qué hacer después

Una vez tienes la información y sabes los puntos clave que vas a añadir a la infografía, el siguiente paso sería conseguir una plantilla de infografía, o bien elaborarla tú mismo.

En el primer caso, puedes encontrar muchas plantillas gratuitas y de pago. Nuestra recomendación es que escojas la que se acerque más a ese posible diseño que tengas en mente porque te facilitará el trabajo y tardarás menos en culminar el diseño.

Si, por el contrario, te decantas por hacerla tú mismo, te aconsejamos tener alguna plantilla de idea, no para que la uses, sino para inspirarte. Y quien dice una plantilla, dice varias y coger lo que más te gusta de cada una para fusionarla en la tuya.

El diseño de la infografía es quizá lo que más te va a llevar. Y es que tendrás que prestar atención a ciertos detalles como:

  • No copiar otras plantillas. Puedes inspirarte, pero no copiar.
  • Que todos los elementos queden bien integrados: los gráficos, imágenes, texto, etc.
  • Que el color sea agradable para leer y al mismo tiempo llame la atención para que se fijen en la infografía.
  • Una tipografía elegante, legible y sobre todo que case con el tema. No pongas una tipografía vintage si tu tema es sobre nuevas tecnologías en el futuro. Por ejemplo.
  • Recursos justos. Es decir, no la recargues. Solo los elementos necesarios y a poder ser simples. De hecho, muchas infografías se basan en imágenes vectoriales e iconos, pero no usan fotografías casi.

Dónde hacer una infografía

Dónde hacer una infografía

Normalmente, las infografías se hacen con programas de edición de imágenes. Si bien en Internet puedes encontrar muchas herramientas que te van a ayudar en ese trabajo y son gratuitas. Además, muchas tienen plantillas que puedes usar si has tomado esa decisión.

Algunas de las que te recomendamos son:

  • Canva. Es una de las más conocidas y utilizadas, no solo para hacer una infografía, sino para otros muchos proyectos. Eso sí, ten en cuenta que tienes la versión gratuita que estará limitada y la de pago.
  • Venngage. Es otra de las más utilizadas. Con la versión gratis solo puedes crear 5 infografías, pero merece la pena probarla. Y un plus añadido: está en español.
  • Easel.ly. Esta es otra de las herramientas que puedes usar y que te ofrece diferentes plantillas para que puedas personalizarlas y crear en pocos minutos tu diseño final. Después te permite descargarlas en varios formatos o directamente compartirlas online (te recomendamos la primera opción).

Como ves, hacer una infografía no es difícil. Pero sí requiere de tiempo, sobre todo al principio, porque para que quede bien, has de prestar atención a todos los detalles visuales y tener presente, de algún modo, algunos de los principios del diseño gráfico que harían de tu diseño uno perfecto. ¿Te animas a ello?


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.