Historia del logo de Netflix

Historia del logo de Netflix

Fuente foto Historia del logo de Netflix: Tentulogo

¿Piensas que el logo de Netflix siempre ha sido así? Pues la verdad es que no, bajo esta plataforma de streaming famosa hay toda una historia del logo de Netflix que es posible que no sepas.

Así que nos hemos propuesto hacerte memoria (porque es tan vieja) y que recuerdes esas veces que ha cambiado de logo y no lo sabías. Eso sí, solo ha tenido 3 cambios, uno de ellos muy significativo. ¿Quieres saber cuál?

La historia del logo de Netflix

La historia del logo de Netflix

Fuente: logos-marcas.com

Obviamente, la historia del logo de Netflix está relacionada con la evolución de este servicio de entretenimiento. Pero pocos conocen el origen de Netflix, o el porqué es tan importante para entender la filosofía de la empresa.

En este caso, Netflix nació en 1997. Sus padres, los creadores y socios eran Marc Bernays Randolph y Wilmot Reed Hastings Jr., ambos de California.

Ellos estaban centrados en un negocio de alquiler de vídeos, los típicos videoclubs que había en esa época. Pero con una ligera diferencia. Y es que en lugar de que fueran los clientes los que tuvieran que ir a la tienda, eran ellos los que llevaban los pedidos o los mandaban por correo. En otras palabras, era un alquiler de vídeo online o de DVD por correo.

Tras un año de vida, tenían a 30 trabajadores y menos de mil dvd’s con los que trabajar. Pero a partir de esa fecha empezó a subir su éxito, tanto que crecía muy rápido.

¿El nombre de esa empresa? Netflix. Y obviamente, su logo también era un reflejo de lo que hacían, pero lo cierto es que era muy diferente de como lo vemos ahora.

Para empezar, el logo era en negro, con letras normales. Y separadas. Se leía Net por un lado, y Flix por otro. Además, tanto la N como la F tenían un tamaño ligeramente superior al del resto de las letras.

¿Y qué separaba la palabra? Pues una cinta que simulaba una película de carrete de cine con trazos negros y morados.

Durante 3 años, mantuvo este logotipo. Hasta que, con la llegada del 2000, hubo un cambio de cara.

El nuevo logo de Netflix

El nuevo logo de Netflix

El año 2000 no solo trajo un cambio de siglo, sino que para Netflix, que empezaba a consolidarse como una empresa cada vez más famosa, también le trajo un cambio de logo. Eso sí, el primero solo les duró unos meses, desapareció casi por completo y muy pocos lo conocen.

La historia del logo de Netflix ahora cambia por otro, dejando atrás ese primero y sustituyéndolo por uno de fondo rojo. Por encima, las letras hechas con la técnica del antiguo CinemaScope, de color blancas y rodeadas con contorno negro que simula que salen de la pantalla, creando un efecto 3D. Tanto la tipografía como los colores cambian.

El nuevo logo de Netflix

Fuente: qore

Y es que pasan del negro al blanco en las letras y del blanco al rojo en el fondo. Las letras son sans serif, es decir, sin ningún tipo de floritura o terminación elegante, todas en el mismo tamaño, pero ligeramente arqueadas en un arco bajo.

Visualmente, sobre todo cuando te quedas mirando el logo, puede parecer que estas se mueve por el efecto del borde negro sombreado, que las hace sobresalir del diseño.

Tanto gustó este logo que la empresa lo mantuvo por 14 años, hasta que en 2014 se decidió a cambiar de nuevo.

2014, el año del cambio y la llegada del logo doble

2014, el año del cambio y la llegada del logo doble

En 2014 la empresa decidió que era el momento de un cambio a nivel mundial. Y para ello, confiaron en el trabajo de Gretel, una empresa de diseño de Nueva York que llevó a diseñar una nueva imagen de marca para una empresa que despuntaba con fuerza, ya no solo en América, sino en el mundo entero.

¿Y qué hicieron? Para empezar, eliminaron el fondo rojo, y lo pusieron blanco. Pero ese rojo lo utilizaron para poner el nombre de la empresa, Netflix. Eliminaron también las sombras y los bordes de las letras que hacían que las palabras sobresalieran. Y aunque mantuvieron esa ligera inclinación en arco, la suavizaron, o al menos al quitar las sombras y bordes se veía menos influenciada.

No cambiaba demasiado del logo anterior, pero sí fusionaron todo para crear esto.

En 2016, dos años después del nuevo logo llegó el doble logo. Y es que, debido a la necesidad de tener un logo más pequeño, para las aplicaciones, para móviles, tabletas, etc. necesitaron algo que siguiera en su línea pero que fuera legible. Y obviamente la palabra Netflix era demasiado grande como para que destacara como icono o como logo de app.

Así nació ese segundo logo, que seguramente tengas en el móvil. Lo que hicieron fue centrarse solo en la N. Pero no la N del logo, sino que la crearon de vero y si te fijas un poco verás que parece un lazo que se dobla sobre sí mismo creando la letra N. Así es como lo inventaron.

Para que resaltara, el blanco no podía ser, porque se «comía» demasiado el color y no cumplía su objetivo, así que optaron por el negro y el propio rojo del lazo se oscurece como si los palos laterales fueran el revés del lazo y el que cruza el lado correcto.

La historia del logo de Netflix musical

Si has entrado a Netflix y has visto alguna película o serie original de la plataforma, sabrás que antes de nada te ponen una pequeña música con el logo de la empresa. ¿Lo recuerdas?

Pues has de saber que ese logo sónico fue creado por Hans Zimmer, un compositor famoso que ha ganado muchos premios musicales. Él fue el que hizo que esa N de la que te hemos hablado antes fuera animada tanto con la música como por los animadores, de tal manera que es una especie de aviso para los que van a ver esa serie o peli. Como pasaba en los cines que, tras los anuncios y tráilers de otras películas, se ponía uno que avisaba de que empezaba lo que habían ido a ver.

En concreto, el logotipo se amplió de 0,4 segundos a 0,17 segundos. Poco tiempo, pero todos lo habremos visto completo. Y lo habremos escuchado.

Ahora que conoces la historia del logo de Netflix seguro que lo ves de otra manera. ¿Cuál de los logos es el que más te gusta?


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.

bool(true)