¿Que son los servidores bare metal?

Servidores Bare Metal

Seguramente has escuchado hablar del proyecto europeo GAIA-X. Y es que, en un mundo tan hostil, dónde están almacenados tus datos y el respeto por la ley de protección de datos europea es fundamental.

Además, eso que llamamos nube no es algo intangible, es algo físico, y se encuentra en grandes centros de datos. Por eso, si eres de los que se preocupan por temas de privacidad y del lugar donde residen todos tus datos personales o empresariales, deberías vigilar mejor el proveedor de servicios que eliges…

¿Qué es un servidor bare-metal?

Los servidores bare-metal, o servidores dedicados, es un tipo de servicio que te provee de hardware dedicado, en vez de usar servidores compartidos para varios clientes y fraccionado usando VPS (Virtual Private Server). Por tanto, supone algunas ventajas, como:

  • Más baratos en el high-end (alta gama) en comparación con los VPS, permitiéndote ahorrar dinero.
  • Rendimiento al no tener capas de hipervisores ni tener unos recursos de hardware compartidos, para aquellos que buscan un plus.
  • Mayor ancho de banda dedicado, por lo que es bueno para aquellos clientes que necesiten mayor tráfico.
  • Derivado de los dos puntos anteriores tendrás un TTFB (Time to First Byte) más rápido.
  • Mejor flexibilidad y autonomía, al tener total control.
  • Mayor solidez y estabilidad al estar dedicado. Es decir, funciona como si tuvieses tu propio data center, pero sin los costes tan inmensos de tener que comprar el equipamiento y mantenerlo.
  • Posibilidad de escalar los recursos de forma sencilla ampliando tu servicio.

Por tanto, el servidor dedicado está especialmente indicado para los que necesitan un alojamiento u otro tipo de servicio en la nube y tienen previsto contar con un gran número de accesos. Es decir, aquellos para los que un VPS no sea suficiente, como ciertas webs de empresas importantes, e-commerce, blogs con muchas visitas, etc.

¿Cómo elegir un servidor dedicado?

servicios en la nube

Para poder elegir un servidor dedicado adecuado, deberías tener en cuenta algunos puntos clave:

  • CPU: estos servidores tienen varios procesadores. Serán los encargados del procesamiento de datos, por tanto, deberías elegir una máquina que tenga el rendimiento adecuado según tu finalidad.
  • RAM: es importante que tenga una cantidad decente de memoria principal, ya que de ella también va a depender la agilidad del sistema. Además, debería tener la menor latencia posible.
  • Almacenamiento: puedes encontrar soluciones con discos duros magnéticos (HDD) convencionales, o soluciones más rápidas con discos duros de estado sólido (SSD). Además del tipo de tecnología, también es importante que selecciones la capacidad adecuada para tus objetivos. Por supuesto, en este tipo de soluciones tampoco te tienes que preocupar por tus datos, ya que suelen tener sistemas redundantes (RAID), por lo que, incluso si falla una unidad de disco, puede ser sustituida sin afectar a tus datos.
  • Sistema operativo: es otro punto clave, y aunque muchas soluciones optan por sistemas operativos GNU/Linux, lo cual ofrece una gran seguridad, robustez y estabilidad. Algunos también disponen de la opción de usar Windows Server, en caso de que necesites ese sistema específico por algún motivo.
  • Ancho de banda: otro factor muy importante, ya que de él dependerá los límites en las transferencias de los datos. Deberías elegir la solución que mejor se adapte a los volúmenes que preveas que se moverán.
  • GDPR: como comenté al principio, elegir un servidor dedicado suele ser una buena opción para asegurarte de que respeta la ley de protección de datos europea.
  • Otros: es probable que también te interese analizar el tipo de panel de control que se ofrece, servicios adicionales que ofrece el proveedor, etc.

Características y usos

ovhcloud

Si aún no tienes muy claro los usos que se le pueden dar a un servidor dedicado como el de OVHcloud, deberías conocer estos servicios y posibles aplicaciones:

  • Rise: es el servicio más asequible, para las necesidades de hosting o alojamiento web, transmisión, servidores de archivos, o aplicaciones comerciales. Con un gran ancho de banda, grandes capacidades, y procesadores Intel Xeon.
  • Advance: el servicio especialmente diseñado para las pequeñas empresas que necesiten invertir en servidores polivalentes, con gran rendimiento, gran cantidad de RAM, y ancho de banda ilimitado. Por ejemplo, para los que quieran alojar webs corporativas, tiendas de e-commerce, apps empresariales (ERP y CRM), virtualización, etc.
  • Storage: servidores dedicados para almacenar todo lo que necesites, realizar copias de seguridad, o alojamiento distribuido. Con una gran capacidad (hasta 504TB), posibilidad de elegir entre discos SSD NVMe, alta disponibilidad para disponer siempre de tus datos, y alta interoperabilidad.
  • Game: con este tipo de servidor dedicado de OVHcloud podrás disponer de un servidor para videojuegos propio, protegido contra ataques DDoS y con los poderosos procesadores AMD Zen 2. Por ejemplo, podrías implementar un servidor para Minecraft, o como anfitrión en plataformas de streaming.
  • Infraestructura: gama de servidores dedicados con potentes procesadores con los que construir tu propia infraestructura para empresas de tecnología, centros de investigación, o universidades donde importa la capacidad de computación, el almacenamiento y el rendimiento de la red.
  • Alta Gama: las configuraciones más potentes de todos los servicios, especialmente diseñados para las entidades que necesitan uso intensivo o entornos críticos. Por ejemplo, aplicaciones exigentes con los recursos como el Big Data, Machine Learning, etc.

El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.