¿Cuál es la tipografía de Netflix?

Para una marca es primordial tener una identidad bien definida, con ello logrará que los consumidores puedan diferenciarla ante su competencia e incluso consumirla. El público no solo juzga a una marca por lo que ofrece o el precio, también se fijan en los elementos visuales que lo componen, como los colores, tipografía, logotipo, etc. Buscan que las marcas conecten con sus estilos de vida por lo que estos aspectos que hemos mencionado son decisivos para dicha conexión.

Hoy en día Netflix es conocida como una de las plataformas referentes de streaming con uno de los mayores catálogos de contenido audiovisual pero no se queda solo en el mundo audiovisual sino que a través de sus campañas de comunicación y su creatividad, se ha convertido en una de las marcas más potentes en el mercado.

Gracias a esa comunicación tan llamativa, acordémonos de la sonada campaña en la Puerta del Sol de Madrid “Oh blanca navidad” cuando la serie Narcos se convirtió en una de las series más vista, la compañía protagonizó una de las acción más provocativas que se recuerdan. Con este tipo de acciones encuentran la manera perfecta de acercarse al público.

Siguiendo en esta idea, la de conectar con el público, ha dado un paso más y ha sido el de crear una tipografía propia; la tipografía de Netflix: la Netflix Sans.

Hasta la vista, Gotham

Netiflix dijo adiós a su fiel compañera Gotham, una tipografía común en el mundo del diseño. Una tipografía clásica que su principal objetivo era facilitar la legibilidad de los elementos de comunicación diseñados para todos los medios en los que aparecían dichas campañas.

En su continua búsqueda del cambio, Netflix se sube al carro que muchas marcas están adoptando, tanto grandes como pequeñas, y es nada más y nada menos que el crear una tipografía corporativa propia, una tipografía a medida.

El proceso de crear una tipografía personalizada para la marca es un proceso lento y en constante cambio, Netflix ha ido completando etapas y trabajando en cada una de ellas en su identidad visual, todo esto siempre manteniendo sus valores.

Y diereis ¿Qué atrevidos apostando por crear una tipografía propia? ¿No es muy arriesgado? Pues no es la única en desarrollar una tipografía a medida, ya lo hicieron hace no mucho tiempo grandes marcas como Coca Cola, IBM o la plataforma YouTube.

Una tipografía a medida

Es lógico que una gran compañía como la que estamos hablando, Netflix, y con el gran éxito que cosecha entre el público, quiera diferenciarse del resto de marcas, competencia o no. La capacidad de ofrecer contenido audiovisual de gran calidad sin cortes publicitarios, lleva a Netflix a un nivel superior de los medios convencionales que conocemos hoy en día.

Crear una marca propia es el impulso que se necesita para crear una identidad gráfica única. La tipografía de Netflix; Netflix Sans, es una tipografía legible, sencilla y limpia, lo que ayuda a que su comunicación sea entendible en todos los soportes, tanto online como impresos.

A la hora de desarrollar el tipo de letra que la compañía buscaba se tuvieron en cuenta dos aspectos importantes, la estética y la funcionalidad. Las proporciones de sus caracteres en mayúsculas buscan una estética de cinemática y los caracteres minúsculos son compactos y eficientes.

El responsable del diseño de Netflix, es Noah Nathan y explica que la decisión de entrar en el mundo de crear una identidad propia responde a dos aspectos. La primera y muy importante la de dar paso, crear algo único, una personalidad propia para la marca y que sea exclusiva de Netflix.  Y por otro lado, en segundo lugar, la reducción de costes ¿Por qué reducir si Netflix es una gran compañía? Muy sencillo de responder. Netflix hace múltiples campañas publicitarias de forma constante y en diferentes entornos y países, por lo que tener una identidad propia ayuda a que los costes sean menores, ya que si usases una tipografía común las licencias son muy caras debido a que las campañas son globales.

Estos dos argumentos, el de crear una identidad propia y el de ahorrar costes, son los mismos motivos que han llevado a otras marcas a dar este salto.

Netflix Sans: tipografía sencilla y limpia

El equipo de diseño que empezó a trabajar en la tipografía tuvo en cuenta diversos factores, uno de ellos era el tamaño de la pantalla de cine a la hora de crear las mayúsculas y el otro punto era que los caracteres en minúscula debían ser compactos y legibles, no se debían perder. Con estos dos conceptos claros de inicio, se diseñó una tipografía completa con sus diferentes pesos: black, bold, médium, regular, light y thin.

No se iba a quedar todo en un diseño de tipografía sencillo y limpio, si no que podemos encontrar peculiaridades en ella. Si nos fijamos en la letra t, minúscula, en el asta ascendente en la parte superior aparece una curva que según sus creadores está inspirada en la curva que tiene las pantallas de cine.

En resumen, se ha querido llevar a cabo una tipografía con un estilo básico, sencillo, con una apuesta clara hacia la funcionalidad y legibilidad, eliminando excesos que favorezcan la distracción del público.

Este elemento de diseño, como es la tipografía, puede parecer uno más entre tanto, pero realmente es uno de los puntos más decisivos a la hora de comunicar y conectar con el público. De forma inconsciente, se transmiten mensajes a los consumidores a los cuales puede afectar el significado o percepción del contenido que se le muestra.

La plataforma de contenido audiovisual, llegó para quedarse y ha logrado conquistar nuestros hogares. No solo por el gran contenido que nos ofrece, si no también gracias a este cambio del que hemos hablado, construyendo una marca propia que conecta con todos los públicos a través de un estilo cercano y único.

Netflix se ha convertido en un referente en el mundo de las pantallas pero también en el mundo del branding gracias al desarrollo de una marca exitosa, dando pasos agigantados.

La tipografía de Netflix, Netflix Sans, tiene una identidad propia pero nunca acaparando el protagonismo del contenido a su alrededor, al final tienen que convivir tipografía y otros elementos.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.